Si decido quedarme: Melodrama para teenagers.

_DSC0128.NEF

Dirección: R.J. Cutler

Reparto: Chloë Grace Moretz, Mireille Enos, Jamie Blackley, Liana Liberato, Stacy Keach, Lauren Lee Smith

Desde que Crepúsculo salió en cine, parece que los estudios Hollywoodenses se empeñan en poder adaptar cada libro con tintes románticos para adolescentes que se topan en el camino, para tales ejemplos solo este año han salido: Bajo la misma estrella, ¿Solo amigos?, Amor eterno y ahora Si decido quedarme, protagonizada por Chloë Grace Moretz.

Basada en el libro homónimo de la autora Gayle Forman, esta fórmula parece funcionar ya que la cinta con presupuesto de 11 millones de dólares y estrenada en agosto 22 en EU y el 28 del mismo mes en México, lleva recabados casi 45 millones de dólares.

La premisa es sencilla, Mia Hall (Moretz) es una joven estudiante amante del cello; un día común de invierno sale de paseo con su familia y a partir de un trágico accidente ella queda en coma, viéndose a sí misma desde fuera de su cuerpo y rememorando los sucesos más importantes que ha vivido en los últimos meses de su vida.

Quienes habrán crecido en la década de 1990, les será como un recordatorio a Ghost: La sombra del amor, por como el personaje principal anda errante, aunque en la cinta de Demi Moore y Patrick Swayze él ya está más que muerto, ella todavía lucha por su vida en el hospital.

Realmente la cinta pasa de noche al ser solo una historia de amor adolescente, en la que vemos los conflictos que claramente suceden en esa edad, el luchar por un amor idílico, el rompimiento del mismo, etc. etc… Pero uno de los grandes aciertos es su música.

Para quienes disfrutan de la música clásica como Beethoven, o del autor barroco Bach, les será un buen momento como para degustar el oído, ya que la actriz se luce –al menos a cuadro– ‘tocando’ piezas de los citados compositores, aunque tampoco hay mucha ilusión a fondo ya que la actriz necesitó de una doble para que se interpretaran correctamente.

El actor Jamie Blackley –quien interpreta al novio de Moretz en el filme–, tiene una banda de rock en la cinta llamado Willamette Stone, sus canciones tienen cierta pegajosidad y son rescatables, –aparte de que el actor a diferencia de Moretz si las pudo interpretar a cuadro y grabar en el momento–. Un momento clave también es cuando interpretan en una fogata familiar una versión acústica de Today uno de los hits más populares de la banda de Billy Corgan, The Smashing Pumpkins.

Clasificación: Si eres fan de los nuevos dramas para adolescentes que empiezan –y seguirán– adornando las marquesinas, adelante. Pero si demasiada miel te empalaga al punto de que piensas que te dará diabetes, corre lo más lejos que puedas. En lo particular disfruté la peli por lo expresado aquí, un poquito de drama viene bien en la vida.

Saludos quedados.