The Raven (2012)

Edgar Allan Poe es sin duda uno de los grandes autores de esos que todos han oído hablar pero pocos se atreven a leer. Su poesía y cuentos siempre matizados de angustia, terror y belleza son pieza clave en la literatura universal.

Se estrenó este viernes en los cines de la ciudad la película “El Cuervo: Guía para un asesino” (The Raven) la cual viene siendo una película de suspenso que utiliza el recurso del personaje de Poe y sus historias para crear esta trama de ficción.

Los fans de hueso colorado del autor de “El cuervo” encontrarán en esta película algo muy claro: John Cusak, con todo y la preparación que dijo llevar para el personaje; no da el ancho del intrigante Poe.


Todos los derechos reservados.

Y quizá no sea enteramente su responsabilidad, sino que el guion mismo de la película parece como una versión light de historias como “Los crímenes de la calle Morgue” o “El pozo y el péndulo”. Falta el característico aire sombrío, casi sobrenatural de Poe y sus cuentos, la trama tristemente cae en lo predecible del cine palomero y la figura del poeta hace más hincapié en su alcoholismo al nivel de mostrarlo cómico que en la atormentada mente de un genio.

Bien y si damos por alto esta serie de cosas podemos encontrar lo rescatable de la película. Al final de cuentas es un filme de suspenso, y logra su cometido dejándonos al borde de la butaca en varias ocasiones, con esa sensación vibrante de estar casi resolviendo el misterio pero sin lograrlo. Y, salvo la distorsión histórica del poeta o la actuación del personaje, siempre es algo sorprendente ver una adaptación de algo que uno alguna vez leyó, tal es el caso de ver pequeñas estampas de los cuentos de Poe en la película. Y acá entre nos, tratar de atinarle a cuál de las historias era antes de que el Detective Fields (Luke Evans) y Poe (Cusak) enunciaran a cuál cuento emulaba el asesino.

Como dato interesante, la película dio a conocer públicamente su primer tráiler el 07 de Octubre del 2011, fecha en que se conmemora el aniversario luctuoso de Poe; y para dar conclusión a esto, sólo diré que es una película para un fin de semana o para darse la visita al cine sin darle mucha importancia.

Hasta la próxima o hasta nunca más, nunca más…

E. Torres