Las Vueltas del Destino.

AOC-H

Titulo Original: August: Osage County

Dirección: John Wells

Reparto: Meryl Streep, Julia Roberts, Julianne Nicholson

 

Sin duda alguna, las películas dramáticas es algo que a Hollywood le encanta y que nos ofrece cada tanto, así como las películas de héroes de la historia, de algún deporte o las típicas de acción. Pero hay de dramas a dramas, y éste es un dramón de proporciones épicas.

Cuando una crisis familiar llega a los Weston, no solo vamos conociendo a cada miembro de la familia, sino vamos descubriendo el trasfondo y vamos entendiendo el porqué de la situación sentimental (o falta de ella) de cada una de ellas.

Como matriarca de la familia tenemos a Violet Weston, interpretada por Meryl Streep. Después vienen sus tres hijas: Barbara, Ivy y Karen Weston (Julia Roberts, Julianne Nicholson y Juliette Lewis respectivamente). Si a ellas, le sumamos a las parejas de cada una, a la hija de una de ellas y hasta la tía  y el tío tenemos como resultado no solo una familia completamente disfuncional, sino un casting absolutamente delicioso.

Meryl Streep nos da una clase de actuación. Aunque ella puede interpretar cualquier papel en el mundo, el de mamá loca como que le queda al dedo, y es inevitable acordarnos de Elizabeth Taylor en “Quien teme a Virginia Woolf”. Julia Roberts muestra su lado más maduro en esta película. Atrás quedó la “Mujer Bonita” y esos papeles donde se notaba que ella quería sobresalir. En general todo el casting es sumamente disfrutable por igual. Aunque hay algunos papeles que debieron sacarle más jugo, todos se disfrutan por igual.

La película está basada en la obra de teatro del mismo nombre, ganadora del premio Pulitzer en 2008. Una gran ventaja que se nota al ver la película, es que Tracy Letts escribió la obra y también hizo el screenplay, lo cual hace que la obra tenga el mismo corazón e intención con la que fue creada.

El director John Wells ha dirigido varias series, y solo dos películas. Ha sido productor ejecutivo de más de 50 títulos. El tipo sabe lo que hace y se nota. Una joya sutil pero presente es la música de Gustavo Santaolalla que se disfruta en cada momento, te des cuenta de ello o no.

La película está situada en el mes de agosto, en un pueblito lento y caluroso. La película transcurre poco a poco y en momentos se puede percibir que se cae, pero hay twists que mantienen viva la película.

Sin duda una buena película, pero no creo que sea para todos los gustos. La raíz de toda la película es la relación de una madre de familia y sus tres hijas. No creo que sea apta para cuchurrumines. Hágalo bajo su propio riesgo, puede ser usado en nuestra contra.