Cuatro Notas de Amor: Notablemente una maravillosa mezcla perfecta entre el cine y la música.

Titulo Original: Quartet

Dirección: Dustin Hoffman

Reparto: Maggie Smith, Tom Courtenay, Billy Connolly, Pauline Collins

Hay muchas cosas que por default producen alegría: Ver llover y no mojarse, reír hasta que duele la panza, recordar una travesura de la infancia y películas como esta.

Beecham House es una residencia para músicos retirados, y ahí conviven –entre muchos otros personajes- tres amigos y ex integrantes de uno de los Cuartetos más importantes de su época. Pero todo esto se viene abajo cuando llega a Beecham la cuarta voz que, con una personalidad fría y con una historia que contarnos, vamos entendiendo porque este Cuarteto fue lo mejor que les pudo pasar.

Con una historia sencilla pero muy funcional, unos personajes de lo más adorables, unas actuaciones de cátedra, una ambientación y locaciones de envidia y un score para morirse, todo parece indicar que el debut como director del actor Dustin Hoffman es una entrada triunfal a este ramo nuevo para el. Y es cierto.

La amistad que se entreteje ente Reggie, Wilf y Cissy (Courtenay, Connolly, Collins) parece que está a la par de estos maestros de la actuación. Parece que se conocieran de toda la vida, y que sin el más mínimo esfuerzo pueden lograr una toma perfecta. Y como la temible Jean, como siempre Maggie Smith nos demuestra porque es quien es.

No se dejen llevar con la impresión de que Smith es la única “cara conocida” pues, aunque esto es cierto hasta cierto punto, al resto del “Cuarteto” lo hemos visto en películas como “La brújula dorada”,  “Valiente” “El ultimo samurai”, y “Albert Nobbs”.

Del resto del cast no voy a hablar, pero por favor vean los créditos de la película. Sonreirán sin saber siquiera porque lo están haciendo.

Sin lugar a dudas, Cuatro Notas de Amor es una película imperdible, que vale la pena disfrutar en buena compañía e incluso de esas veces que se antoja ir al cine solo. Y otra cosa, háganse un favor y escuchen el Soundrack de esta película. Es toda una joya, al igual que la película.

Nancy G