Colosio: El asesinato.

Vemos un campo de tierra vacío, se escucha un disparo y enseguida cae el casquillo de una bala empapándose de sangre. Colosio.

Este tráiler resultó más que suficiente para crear la expectativa en torno al filme acerca del asesinato del candidato priísta del 94, Luis Donaldo Colosio, que marcara pauta histórica en nuestro país; ahora llevado a la pantalla grande a manera de ficción-histórica. Como dato extra, es importante saber que de esta película se han distribuido más copias de lo usual para una película de cine mexicano, lo cual nos da a pensar que tendrá peso al momento de su estreno el próximo viernes 08 de Junio.

La película carga con muchos estigmas de por sí: que si el período electoral, que si la censura, que toca las fibras más sensibles tristemente olvidadas de más de una generación… en fin, no especularemos en ellas.

Concretamente, Colosio; es una película de tipo detectivesca que gira en torno al esclarecimiento del magnicidio del 94, desentrañando desde su tuétano, supuestas corruptelas históricas, severas, de altos mandos de la república.

La hipótesis sostenida durante la trama juega con personajes reales históricos, cuyos nombres en ocasiones no son clarificados, sin embargo sus roles, relaciones y características nos esclarecen quién es quién.

Pero en este punto precisamente me gustaría resaltar gran trabajo de Carlos Bolado (director) y Hugo Rodríguez (productor) en lo correspondiente al guion; ya que nos concede a los espectadores la inteligencia suficiente como para elucidar por nosotros mismos las personalidades en juego; y a los actores, la capacidad de hablar por sí mismos sin enunciar sus nombres.

Todos los derechos reservados

Sin olvidar que esta trama es una ficción, es un claro retrato del secreto a voces respecto a la muerte del candidato utilizando el recurso de 2 narradores paralelos: Verónica la periodista como voz del pueblo, y Andrés el detective como nuestros ojos en la investigación.

En el aspecto técnico, “Colosio” tiene buenas tomas en general, salvo por alguna que en el intento de dar movimiento resultaba un poco engorrosa. Y en cuanto a la adaptación lingüística y visual, doy un aplauso tanto para el equipo técnico encargado del vestuario, maquillaje y escenografía; como al director y productores. Resulta una excelente estampa de los 90’s sin que se escape ni el más mínimo detalle.
Ampliamente recomendada para todos aquellos que conocieron de primera mano los sucesos pero también para aquellos que lo vivimos como un rumor lejano de la infancia.

Hasta la próxima.

E. Torres