The Bourne Legacy

Hoy se estrena en cartelera la cuarta entrega de esta intrigante saga, la cual más que darle la continuidad del personaje de Jason Bourne, se desarrolla dentro de la serie de complots y entramados complicados que conllevaron las anteriores películas.

De entrada estrenamos al protagonista Aaron Cross (Jeremy Renner), quien poco tendrá que ver con Jason Bourne pero tiene los elementos necesarios para incorporarse a la saga Bourne. ya que desarrolla su propia historia lo suficientemente sólida para no extrañar la amnesia y los conflictos de Bourne.

Respecto a las secuencias de acción: fueron visualmente impecables, con todo y las coloridas locaciones de la película como Corea, Filipinas, o Chicago. En ocasiones las maniobras son poco creíbles o risibles, pero bien una película de acción en general es difícil lograr escenas de persecución, peleas o explosiones que sean 100% factibles, digamos que en este punto El Legado Bourne queda en tablas.

La actuación de Rachel Weisz, como second en las escenas de acción, y en general en la trama pasa plano. No es mala, pero si tomamos en cuenta otras actuaciones más intensas de Rachel como en Constantine o The Fountain, pudo dar mucho más.

Ahora bien, uno de los puntos que me hizo más ruido durante la película, la participación de Edward Norton: sabemos que involucrar a Norton en un filme llama la atención ya que suele participar en roles significativos en la trama. Si bien el papel de Eric Byer es importante en la trama como antagonista, pareciera que podríamos prescindir en momentos de él, entonces ¿Para qué poner a alguien como Norton? Más que como crítica, como pregunta al aire.
Como conclusión general, cuando uno busca una película de acción y espionaje como Bourne esperas ver acción, intriga, sorprenderte… El Legado lo logra, sin embargo el inicio es un poco pesado de digerir si vamos de entrada a la mentalidad de ver más movimiento y menos política.
Una buena película para el fin de semana, quizá un nuevo aire a la franquicia del espía, pero véala usted mismo y decida…¿Qué legado le deja Bourne a Cross?


Saludos!

E. Torres