Cruzando el rió de la crudeza: La vida precoz y breve de Sabina Rivas.


Nos hayamos frente a una película que, como ya es costumbre en la cinematografía mexicana, refleja la realidad de la cual nuestro país “dice” estar tan cansado de ver en el celuloide; ciertamente, en el papel de productor, no me parece un error llevar al cine historias ó temas como estos, ya que, nuestra cultura, es tan morbosa que seguro las salas de proyección estarán llenas para ver la pobre travesía de esta menor de edad cuya vida esta llena de penurias y problemas solo por tener la mala fortuna de pertenecer a ese bajo mundo que nosotros solo podemos decir “se que existe, pero me da miedo”. Historia rodeada por una ilustración escueta de “La Mara Salvatrucha”, y la “tipica” y tan choteada corrupción que parece más risible que deplorable para estos cineastas.

La vida precoz y breve de Sabina Rivas es una adaptación, hecha por Diana Cardozo, del libro llamado “La Mara” del autor Rafael Ramírez Heredia, Dirigida por el mexicano Luis Mandoki (Voces inocentes) y, en su debut como productor, Abraham Zabludovsky.

Era de esperarse que una película realizada a la orilla del rió Usumacinta tuviera una buena producción, las locaciones ideales y el vestuario correcto, después de todo, solo refleja la realidad actual de la frontera; sin mas merito que el de encontrar los lugares apropiados, vemos una producción que cumplió.

El departamento de Fotografía estuvo a cargo de Damián García (El infierno), cumpliendo con todos los requerimiento de medición de luz y encuadres, encuentro poco arriesgada la selección de tomas que podrían haber asombrado en anteriores trabajos a cargo de este fotógrafo, siguiendo solo la acostumbrada línea dirección fotográfica que se ve en este tipo de películas mexicanas.

Entrando en el ramo de la dirección vemos un trabajo pulcro y comprometido, justo como en sus filmes anteriores, siempre preocupándose por la correcta interpretación por parte de sus actores, mismos que, no importando cuan buenos o malos son, logran hacer notar que Mandoki los guió correctamente hacia el lugar idóneo para contar la historia en la manera en la que quería contarla.

El filme esta protagonizado por Greisy Mena en el papel de Sabina Rivas, con una actuación sobresaliente y a Joaquín Cosío dando vida al Oficial Burrona e interpretando nuevamente el papel de “Joaquín Cosío”… en palabras más simples, nada nuevo. Dentro del reparto podemos encontrar nombres que recordar como Angelina Peláez (El Infierno), Tenoch Huerta (Get the Gringo) y Tony Dalton (Matando Cabos) cuyas actuaciones me parecieron dignas de reconocerse.

Debo contarles que, de la boca de una persona de la producción de este filme, me llego la información de que Zabludovsky tiene la confianza de que esta película se llevara un oscar, yo solo puedo decir, lo dejo a su criterio lectores.

Para mi una película como esta solo me hace recordar que quiero pelear por un país donde no existan ya este tipo de vergüenzas, que la corrupción existe y existirá hasta que dejemos de ser parte de ella, por otra parte, en su próximo estreno el 9 de Noviembre del presente año espero la disfruten … (jeje).

Recuerden lectores que “la vida sin cine… es vida, pero no seria tan divertida”.

Mario García